Páginas vistas en total

Indice de rutas

domingo, 26 de junio de 2011

Oianleku: lugar prehistorico y mitológico

Los crómlech son un conjunto de piedras clavadas al suelo (menhires) con forma circular o elíptica y son sepulturas funerarias colectivas pertenecientes a la Edad del Hierro (primer milenio a. C.) Por suerte para los que vivimos cerca de Oiartzun, la mayor concentración de cromlechs están en el Parque Natural de Aiako Harria. De los 57 crómlech datados en Oiartzun, el que más destaca por su espectacularidad es sin duda el crómlech de Oianleku Ipar. En realidad, el de Oianleku Ipar no es uno sino dos cromlech, cuya secante, al carecer de piedras, parece uno de gran tamaño y con forma ovalada. Este cromlech, sin duda uno de los más fotografiados y también uno de los que más páginas llenan cuando se habla de personajes mitológicos como los Mairu (personajes a los que se les atribuye la construcción de ciertos dolmenes y cromlechs), no deja indiferente a las personas que se acercan a visitarlo. Al ser megalitos han sido declarados Bienes calificados por el Gobierno Vasco para poder protegerlos ante la construcción de pistas y trabajos forestales.

Una excursión sin apenas desnivel ideal para hacerla en familia donde el difrute de pequeños y grandes está asegurado.

Mapa del recorrido realizado
Photobucket

Perfil de alturas
Photobucket



El sitio de salida para realizar el recorrido es el punto kilométrico 12,8 de la carretera que conduce de Oiartzun a Artikutza donde dejamos el coche el el aparcamiento llamado Kauso
Photobucket

Se trata se seguir las señales blanquiamarillas del PR GI-1006 (el corazón de Peñas de Aia) que trás cruzar la carretera se hacen visibles
Photobucket

El sendero, una vez se empieza a descender, pasa cerca de una chabola. En la foto los niños se entretienen buscando las señales y hacen de guias
Photobucket

Chabola
Photobucket

En suave descenso el camino transcurre por un pinar
Photobucket

ya empezamos con las piedras y los palitos
Photobucket

Donostia se deja ver al fondo. El día ha salido caluroso y totalmente despejado por lo que la sombra del bosque se agradece
Photobucket

Toca cruzar alguna regata y se busca el mejor paso para no pringarse de barro
Photobucket

Al final, una que yo me se, metió la pata hasta el fondo y tuvo que limpiarse los pies con agua limpita y muy fresquita en esta fuentecilla que había por el camino
Photobucket

Pasando otra regata y haciendo equilibrios para no mojarse los pies
Photobucket

El camino ahora asciende un poco
Photobucket

Cruzamos una langa
Photobucket

y nos encontramos con un par de pinos caídos sobre el camino
Photobucket

Pasamos por debajo y aprovechamos para afotar el puente natural que han formado los troncos una vez se han serrado algunas ramas
Photobucket

Empiezan a verse las pottokas
Photobucket

Y aquí está el pequeño que acaba de ver un palo que le supera en altura y es tan grueso como su brazo. Se pone cabezón y me dice que se lo quiere llevar asi que...
Photobucket

Seguimos andando poco a poco y el pequeño cargando con el palo va apareciendo
Photobucket

LLegamos al collado, donde hay varios caminos y las vistas son amplias hacia la zona de Donostialdea
Photobucket

Nosotros seguimos de frente, hacia el pinar, siguiendo las señales que los niños no tardan en dar con ellas
Photobucket

Vistas desde el collado hacia el Oeste
Photobucket

Nos adentramos en el pinar
Photobucket

Txoritokieta con su inconfundible antena, San Marcos a su derecha e Igueldo y Medizorrotz al fondo a la izquierda.
Photobucket

Tras pasar esta langa el sendero pasa por un bosquete de hayas trasmochas. Una parte muy bonita del camino.
Photobucket

Las hayas trasmochas
Photobucket


Photobucket

Que bien se está bajo la sombra de este hayedo
Photobucket

El bosque está precioso
Photobucket

Photobucket


Photobucket

Acaban de descubrir el musgo que van a poner en el Belén navideño y el pequeño, como veis, cargando con el madero
Photobucket

Está todo muy verde ¡Que gozada!
Photobucket

Y después de caminar lentamente llegamos al area recreativa de Oianleku situada en una paraje espectacular
Photobucket

El bosquete de hayas trasmochas
Photobucket

La borda que se encuentra en el area recreativa
Photobucket


Photobucket


Photobucket

Las peñas de Aiako Harria a la vista
Photobucket

las pottokas siguen su camino pastando
Photobucket


Photobucket


Photobucket

Aprovechamos para merendar y descansar en una de sus mesas. Estamos solos y nos llama la atención. No hemos visto a nadie en toda la tarde. Todo el área para nosotros.
Photobucket

Y proseguimos la excursión. Las vistas hacia Aiako Harria son impresionantes
Photobucket

El crómlech ya se ve. Está muy cerca del refugio, a unos trescientos metros.
Photobucket

El resto de la familia acaban de salir del bosquete de hayas y dejan atrás la borda
Photobucket

Crómlech Oianleku Ipar
Photobucket


Photobucket


Photobucket

¡¡No me digais que no es impresionante!!
Photobucket

Tirando de zoom Aiako Harria. No me canso de sacar fotos
Photobucket

Después subimos hasta la loma de Basate para ver el crómlech de Basate pero esto fue lo que vimos ¿?. ¿Dónde están las piedras?
Photobucket

Regresamos  por la pista que lleva a la borda y vuelvo a afotar al espectacular Oianleku Ipar. Las vistas son excepcionales. Por allí al fondo se ve el macizo del Hernio
Photobucket

Regresamos por una pista ancha dejando la borda a nuestra derecha
Photobucket


Photobucket

Abandonando el area de Oianleku
Photobucket

Fuente por la que caia un hilillode agua
Photobucket

La pista que seguiremos hasta antes de llegar a la carretera
Photobucket


Photobucket

Antes de llegar a la carretera, un cartel invita a visitar el crómlech de Munerre
Photobucket

Aprovechamos la visita a Munerre y continuamos por el sendero con tal de no tener que ir por la carretera. Este sendero, de seguirlo, nos llevaría hasta el collado por el que hemos subido al principio pero nosotros, nos desviaremos y atajaremos para ir a buscar el camino por el que hemos empezado a descender al principio del recorrido
Photobucket

regresamos por parte del camino de bajada
Photobucket

Los niños están un poco cansados y estos últimos metros les están costando un poquito
Photobucket

Llegamos al coche y todos están deseando sentarse. Yo aprovecho y me acerco hasta el crómlech Kauso I que está muy cerquita del aparcamiento.
Kauso II se encuentra un poco más arriba pero como me están esperando lo dejo para otra vez.
En la foto: Crómlech Kauso I
Photobucket

Un sitio espectacular, precioso y de fácil acceso para hacerlo en famila, solo o bien acompañado.

Saludos!!!